Por Hugo Laveen
Tucson, AZ.— Un médico de Arizona dice que la terapia con oxígeno hiperbárico está cambiando las vidas de los veteranos y personas que sufren de lesiones cerebrales traumáticas y trastorno de estrés postraumático.
Algunos veteranos han dicho que sin ese tratamiento, podrían no estar tan bien como están.
El veterano del Ejército estadounidense Chris Liby dice que la oxigenoterapia hiperbárica (HBOT) salvó su vida después de sobrevivir a una explosión de IED mientras se encontraba en el Medio Oriente en 2008.
Él dice que antes de encontrar el tratamiento, su vida era un desastre. “No podía funcionar, no podía recordar nada, tenía problemas al recordar los nombres de mis hijos, estaba bastante mal”, explicó Liby. “Pasé de muchos, muchos medicamentos – no puedo ni recordar cuántos, alrededor de 20 – hasta ahora estoy en dos”.
El marine estadounidense Bud Leazenby, un veterano de combate que sirvió en Vietnam, compartió una historia muy similar. “Se sufre tal presión interior, que muchos optan por la opción de ponerse una pistola en la cabeza”, dijo.
Durante décadas, Leazenby sufría de PTSD grave, pero después de 90 o más tratamientos hiperbáricos, dice que apenas se nota.
HBOT satura el cuerpo con oxígeno y de acuerdo con la especialista en neurología Dr. Carol Hendricks, mejora dramáticamente la curación con un enfoque en lesión cerebral traumática.
“En un nivel básico, a través de múltiples tratamientos de oxigenoterapia hiperbárica, el flujo de oxígeno estimula los procesos naturales de curación del cuerpo a nivel celular, además de promover la liberación de células madre de la médula ósea”, explica el sitio web de NorthStar Hyperbaric de Tucson.
Los pacientes están conectados a máscaras respiratorias e inhalan oxígeno de grado médico puro. La cámara en la que se sientan es enorme, lo suficientemente grande como para acomodar a seis personas cómodamente.
Hendricks tiene como objetivo un día tener su terapia de oxígeno hiperbárico y su Patriot Clinic, una organización de base que ofrece el tratamiento, trabajando junto a la VA para hacer de la HBOT una opción estándar. El tratamiento es costoso y difícil de pagar para los veteranos sin ayudas o seguros.
Los 80 tratamientos sugeridos de una hora le costarían alrededor de $10,000.
Hendricks, junto con la organización sin fines de lucro llamada Healing Arizona Veterans, está trabajando para hacer este tratamiento disponible y posible.
“Estamos realmente buscando ese cambio de paradigma, en el que estamos hablando de curar el cerebro versus simplemente medicar los síntomas”, explicó Hendricks. “Creo que seremos capaces de hacer esto una realidad dentro de los próximos cinco años”.
HBOT no es sólo para los veteranos. Está diseñado para tratar la lesión cerebral traumática, también conocida como TBI.
“NorthStar Hiperbárica trabaja con los médicos remitentes y los pacientes para determinar el mejor plan de terapia adyuvante para el tratamiento TBI”, según NorthStarHBOT.com. “Atletas, veteranos, bomberos, policía – cualquier persona que ha sufrido una conmoción cerebral es un paciente potencial.”

Dejar una respuesta