La moneda azteca logra detener su tendencia a la baja

Negocios

El peso mexicano logró detener su tendencia a la baja y crecer un 0.43% con respecto a la última jornada, después de haber iniciado una “semana negra”.

De este modo, un dólar se vendió y se compró a $19.30 pesos al mayoreo, reportó el Banco de México.

Al menudeo, el cambio sólo representó una ganancia mínima, ya que en bancos un dólar se vendió en $19.70 pesos contra de los $19.65 del día anterior.

Aunque este avance de la divisa azteca es optimista, los analistas alertan que puede haber bajas ante el escenario mundial, que sigue impactando a las monedas emergentes.

En el caso de México está pendiente la negociación comercial entre Canadá y los Estados Unidos y el Tratado de Libre Comercio (TLCAN).

También podría impactar si el presidente Donald Trump impone nuevos aranceles a China, nación con la que tiene un estira y afloja comercial desde hace meses.

Un factor clave para la recuperación del peso fue que el dólar enfrentó una jornada complicada a nivel internacional, reportó Bloomberg.